Generador de ozono

Todo lo que hay que saber antes de comprar un generador de ozono

La continua actividad humana produce grandes cantidades de agentes contaminantes que tienen como destino final, el suelo, el agua y el aire. De esta forma, la polución ambiental es cada vez mayor, lo que ha traído como consecuencia graves problemas para la salud, tanto del hombre como del planeta.

Afortunadamente, la ciencia ha avanzado a pasos agigantados en la búsqueda de soluciones que permitan mitigar los efectos, no solo de la contaminación ocasionada por el hombre, sino también, de los elementos que existen de forma natural en el medio ambiente, y que de igual forma, resultan nocivos para el ser humano.

En este sentido, a continuación hablaremos un poco sobre un ingenioso invento llamado Generador de Ozono, sus características, aplicaciones y las ventajas de poseer uno.

¿Qué es el ozono?

Antes de hablar sobre este tipo de generadores, debemos saber que es el ozono y cuáles son sus usos y propiedades. Básicamente el ozono, es un gas cuya estructura molecular está conformada por tres átomos de oxígeno, y se forma cuando los dos átomos de una molécula de oxigeno (O2) se separan y luego se unen a otra molécula libre de oxígeno para formar el ozono (O3).

En su estado natural, el ozono se produce gracias a la reacción de disociación molecular que produce la radiación ultravioleta de los rayos solares cuando entra en contacto con el oxígeno de la atmosfera.

Este gas se consigue en la naturaleza de forma libre, y se le denomina “ozono atmosférico”. Se localiza principalmente en la troposfera y en la estratosfera a una altura aproxima entre los 10 y 40 kilómetros, y es lo que conocemos comúnmente como la “Capa de Ozono”.

¿Cuáles son las propiedades del ozono?

El ozono en la naturaleza, específicamente en la atmósfera, actúa como un agente purificador del aire, así como también, posee la cualidad de filtrar los peligrosos rayos ultravioletas del sol. Sin esta capa protectora la vida en la tierra sería prácticamente imposible, ya que los peligrosos rayos del sol entrarían de forma directa a la misma, eliminando cualquier ser viviente.

¿Qué es un generador de ozono?

El generador de ozono, también denominado Ozonizador, es un equipo capaz de modificar una molécula de oxigeno (O2) en otra de ozono (O3), a través de un generador que se alimenta con electricidad bajo un fenómeno llamado Efecto Corona. Esto se logra al ionizar el gas mediante una descarga eléctrica a un elevado voltaje, lo que ocasiona la ionización del oxígeno y su posterior conversión a gas ozono.

¿Cuántos tipos de generadores de ozono existen?

En el mercado existen varias clases de generadores de ozono, cada uno de ellos ha sido desarrollado pensando en un tipo de aplicación diferente. Básicamente, estos generadores pueden ser clasificados según su tamaño y según el uso que se les dará.

En este sentido, podemos decir que según su tamaño los generadores de ozono se pueden clasificar como de uso doméstico, semi industrial e industrial. Y según su aplicación pueden ser para aire, para agua o mixtos. Además de esto, también podemos diferenciarlos según su capacidad de movilidad, denominándolos de esta manera, como generadores fijos y generadores de ozono portátiles.

¿Para que se utiliza un generador de ozono?

Los generadores de ozono son muy útiles para desinfectar y limpiar cualquier tipo de sustancia o elemento, como el aire, el agua, los alimentos y superficies en general. Además son capaces de eliminar los malos olores y resultan efectivos en la esterilización de instrumentos médicos.

Estos equipos son cada vez más utilizados por las industrias en general, para desinfectar las máquinas, las herramientas y los espacios físicos, así como, el aire y el agua que se utiliza durante el desarrollo de sus procesos productivos.

Por otro lado, los hospitales y centros de salud también usan los generadores de ozono para eliminar los diferentes patógenos que puedan encontrase en sus instalaciones, como por ejemplo, los pabellones, las salas de espera, los consultorios, la cocina y los baños, así como también, todo el material médico quirúrgico que se utiliza a diario en estos lugares.

Finalmente, los generadores de ozono domésticos resultan muy útiles en el hogar, ya que gracias a ellos podemos desinfectar el aire y el agua que utilizamos a diario para el aseo personal, la limpieza de la casa, el lavado de la ropa y la preparación de los alimentos.